GANEKOGORTA DESDE AZORDOIAGA




En el barrio de Azordoiaga (60 m), Alonsotegi, tomamos una pista (SE) que recorre una zona recreativa y asciende entre pinos, paralela al arroyo Parakentza. Despúes de kilometro y medio, más o menos, la ruta da un quiebro a la izquierda, muy marcado, y continua ascendiendo, dibujando un zigzag, hasta llegar cerca (607 m) de las cimas de Zamaia y Gongeda.

Mirando hacia el sureste, descendimos unos 50 metros de desnivel hasta el collado que separa Gongeda y Ganekogorta. 

 
Iniciamos el ascenso (SE) a la cara norte de Ganekogorta siguiendo una pista, que también zigzaguea, y nos sitúa en el cordal de Ganekogorta, muy cerca de la cima de Arrabatxu (984 m). Seguimos el cordal (NE) para llegar, a Ganekogorta (996 m), y luego a Biderdi (860 m). Desde esta cima descendimos (N) campo a través hasta encontrar las pistas que se dirigen a la zona recreativa de Pagasarri (640 m). Subimos (NO) a Ganeta (685 m) y desde aquí cogimos la senda que recorre el cordal (O) hasta bajar a Alonsetegi de nuevo. Por el camino pisamos dos cimas más, Erreztaleku (583 m) y Parada (259 m).




JATA DESDE LA GASOLINERA DE BAKIO.




 Comenzamos la marcha en la gasolinera de Bakio (20 m), en la carretera BI 2101. Una pista asfaltada sale por su derecha y sube (primero O y luego S) hasta la Ermita de San Miguel (260 m). Luego, nos dirigimos al oeste por una senda que va ganando altura entre pinos y eucaliptos hasta alcanzar la cima de Jata (596 m). Las vistas sobre el interior de Bizkaia (montes de Durango, Gorbea, Ganekogorta) y la costa (Superpuerto, Arminza, Bakio, San Juan de Gaztelugatxe) son magníficas.



Descendemos hacia el noroeste, siguiendo el cordal hasta una bifurcación, donde continuamos por la senda la izquierda que conduce directamente hasta la cima de Jata Txiki (555m).


Ahora bajamos hacia el norte, haciendo varios quiebros entre pistas, hasta llegar a la carretera BI 3151. Recorremos unos 200 metros de carretera (NE) y encontramos las marcas rojas y blancas que nos devuelven a las pistas. Sin perder la orientación N seguimos zigzagueando entre eucaliptos y pinares hasta colocarnos encima de la costa, con una panorámica impresionante de San Juan de Gaztelugatxe.



Después de recorrer un kilómetro hacia el nordeste el camino cambia a dirección sur para llegar al barrio de Ugarte y de aquí a Bakio. Volvemos a la gasolinera por la carretera BI 2101 (S).




ARMAÑON Y LOS JORRIOS DESDE TRUCIOS.




Dejamos el coche en el parking del barrio de Cueto, un barrio de Trucios. Con dirección suroeste sale una pista, cementada al principio, que llega a las faldas de Armañon. Despúes dibuja un zigzag hacia el sur y acaba atravesando la ladera norte de Armañon para llegar al collado entre Armañon y Los Jorrios. Desde el collado subimos (S) a la cresta cimera y en pocos metros estamos en la cima de Armañon, al lado de sus dos buzones (855 m).


Volvimos de nuevo al collado y continuamos por el cordal (N) hasta bajar a la base de Los Jorrios (720 m). A diferencia de Armañón, que es un monte de hierba, Los Jorrios es una elevación caliza con forma kárstica lo que nos obliga a caminar con cuidado para no tropezar y a observar con atención las marcas rojas y blancas (poco visibles) y los hitos para no perdernos. La subida está un poco a la izquierda y se eleva entre piedras para superar la pared de 120 m de desnivel. La cima (820m) tiene forma de placa caliza muy cuarteada.


Las vistas alcanzan hasta el mar con Mioño, la ballena de Sanabria, Santoña y Peña Candina a la vista.
Bajamos de nuevo al collado debajo de Los Jorrios y avanzamos por una pista que desciende hacia el sur. Despues de dibujar un gran zigzag se encuentra con una reguera, que canaliza las aguas de la ladera norte de Armañon, para desembocar en la pista por donde subimos.




OIZ DESDE EL BALCON DE BIZKAIA



En Zugaztieta cogemos la carretera que sube al Balcon de Bizkaia donde aparcamos. Andamos unos 500 metros (E) hasta llegar a un cruce que indica el desvío hacia Oiz. Ahora la ruta se dirige hacia el sur, se encuentra con dos cruces seguidos cogiendo, en los dos casos, el ramal de la derecha. Después de un gran zigzag alcanzamos la cresta cimera. El paisaje no puede estar más alterado. El parque eólico, antenas y repetidores ocupan al completo la parte alta de este monte bocinero. Nos encaminamos hacia sureste para llegar a la cima (1025 m).


Regresamos por el mismo camino, pero al llegar al final de la fila de molinos continuamos unos metros hacia el noroeste para pisar la cima de Astoakurutzeburu (801m).
Para volver al coche repetimos el recorrido a la inversa.
El paseo ofrece unas panorámicas excepcionales de los montes de Durango (Amboto, Alluitz, Mugarra, Untzilaitz) y el Gorbea al sur y la desembocadura de Urdaibai al norte.



GR11 SALLENT DE GALLEGO-RESPOMUSO-PANTICOSA.


  
Largo recorrido que nos llevó dos días. El primer tramo fue de Sallent al refugio de Los Ibones de Bachimala y el segundo día bajamos a Panticosa.

Desde Sallent (1300 m) cogemos la carretera que se dirige al embalse de La Sarra (1480 m) y desde aquí subimos al embalse de Respomuso por la conocida pista que recorre el barranco de Aguas Limpias (primero hacia el Norte y luego al Este), muy concurrida en los días de verano.

  
Pasamos el refugio de Respomuso (2180 m) y continuamos hacia el Este hasta dejar atrás el ibon de la Ranas. Algo antes de llegar al embalse de Campo Plano cambiamos de dirección hacia el Norte. Entonces la senda desciende al arroyo de Aguas Limpias y continúa debajo de las laderas del Pico de Campoplano (SO). En breve alcanzamos al valle del arroyo que baja desde el Ibon de la llena Cantal. Ascendemos (S), a la sombra del Pico de La Llena Cantal, hasta el ibón (2440 m). En el entorno sobresale la belleza pétrea y salvaje del alto Pirineo. Es el circo que se forma entre La Llena Cantal y el Pico Tebarray. A nuestra espalda y hacia el Norte se levanta la mole de Frondiellas y Balaitus.

 
Seguimos (S) hasta el collado de Tebarray (2760 m). El acceso al collado, conocido como paso de Tebarray, es una pala empinadísima que con nieve puede ser peligrosa. En condiciones de nieve es obligatorio el uso de crampones y piolet. En el collado volvemos a disfrutar de una panorámica brillante : Ibon de Tebarray, Pico Tebarray, Infiernos.

Iniciamos el largo descenso hasta el refugio de los Ibones de Bachimaña. Primero nos dirigimos (SE) al collado de Infiernos (2720 m) y luego (E) bajamos por las pedreras que nos llevan a los Ibones azules (2420 m) y a los embalses de Bachimala (2220 m) para terminar en el refugio del mismo nombre.



Al día siguiente descendemos por el barranco del rio Caldarés hasta el Balneario de Panticosa (1660 m).




G.R.11 LIZARA-COLLADO DE ESPER-CANDANCHU






Desde el refugio de Lizara (1540 m) tomamos el camino que recorre el Llano de Lizara (primero NE y luego E). La senda llega a la cabaña pastoril de Napazal (1580 m) y asciende por el barranco de Napazal hasta llegar al collado del Bozo (2000 m). 



Continuamos por la izquierda, siguiendo la G.R.11 y desmarcándonos de la G.R.11.1 que desciende por la derecha a la Plana de Izagra. Nosotros avanzamos debajo de la Punta Alta de Napazal (NE) por el valle de la Ribereta d’o Bozo, enmarcado entre la sierra de Bernera y la Llena d’o Bozo. En algún paso la ruta se ayuda de una sirga metálica, pero sin dificultad. Llegamos a la Foya de Aragues del Puerto (2220 m), bajo el Pico Olibon, y el camino se dirige al este bajo los escarpes de Puntal D’o Bozo y Ruabe D’o bozo a la izquierda y la Llena d’o Bozo a la derecha. Así alcanzamos al collado de Esper o Puerto de Aisa (2262 m) situado entre Ruabe D’o Bozo y La Llena D’o Bozo. La panorámica sobre el pirineo central es espectacular: el Midi d’Ossau  sobresaliendo del mar de nubes, Balaitus , Anayet y el circo de Aspe.



Ahora bajamos por empinada cuesta hacia el circo de Aspe, coronado a nuestra derecha por La Llena d’o Bozo, La Llena d’o Garganta y Aspe. Este tramo tiene un paso conocido, como el paso de la oreja, que está protegido por varias sirgas metálicas. Sin nieve no es difícil, aunque un poco aéreo, pero con nieve puede ser muy peligroso. Se trata de unos estratos rocosos plegados en forma de anticlinal que recuerdan la forma de un oreja.



Una vez superado el paso, continuamos primero hacia el Este, luego subimos unos escarpes hacia el Noreste y después avanzamos con dirección Sureste hasta colocarnos debajo de la Tuca Blanca, donde ya vemos las primeras instalaciones de las pista de esquí de Candanchu.



A partir de aquí la descripción no tiene mucho mérito. Se sigue la pista que recorre todo el complejo de esquí entre La Tuca Blanca y El Tobazo, quedando un paisaje bastante desolado por las obras y la maquinaria de las pistas de esquí. Con carácter general, este tramo final, primero se dirige al Noreste y luego al Suroeste haciendo innumerables zigzags. 



PEÑA MARIA DESDE TRIOLLO




Desde Triollo (1300 m) una pista, conocida como camino de El Párdigo, se dirige al noroeste. Transcurre paralela al arroyo Valdetriollo. Al de 3’5 km encontramos un refugio de montaña (1520 m) bien equipado y algo más adelante,  en la vaguada del arroyo Rocabao (1700 m), la pista gira al suroeste llegando a una zona con restos de actividad minera. 



 En este punto el camino asciende unos metros hacia el Oeste hasta alcanzar la cota de 1800 m. A continuación, sigue subiendo hacia Sureste pasando cerca de Las Almondas (1888 m). Desciende unos metros y cambia de dirección al Suroeste para alcanzar la cima del Coto las Guerras (1871 m).



Descendemos (E) y en pocos metros encaramos la ascensión a Peña Maria (1884 m). Manteniendo la misma orientación, vamos buscando la bajada con cuidado, hasta llegar al promontorio de Peña Dehesa (1774 m) que también lo subimos.  Solo nos queda el último descenso. Primero bajamos hacia el Este para superar la zona caliza, pero al llegar a la zona de hierva, arbustos y escobas torcemos al Sureste hasta encontrar una pista que nos lleva (E) hasta Triollo de nuevo.

En total fueron 14km y 760 metros de desnivel positivo.